Callejero de Granada: la historia de Ángel Ganivet

La Alhambra o el Albaicín son visitas obligadas si vamos a Granada, en cuyo callejero nos encontramos con un personaje muy interesante: Ángel Ganivet. La calle Ángel Ganivet está en pleno centro de la ciudad, y recibe su nombre por uno de los primeros protagonistas de la generación del 98, en la que también encontramos a Unamuno, Pío Baroja, Valle-Inclán, Azorín o Ramiro de Maeztu. Pero su historia va más allá, así que aquí te la presentamos.

La vida de Ángel Ganivet

Nacido en Granada en 1865, a los 9 años perdió a su padre. Vemos que empezó tarde los estudios de bachillerato debido a un problema en una pierna -estuvo a punto de perderla-, y luego estudió Derecho y Filosofía y Letras. Nuestro protagonista se doctoró en Madrid en 1888, introduciéndose en los círculos literarios que lo llevaron a conocer a Unamuno en una oposición al cuerpo de archiveros que se llevó el vasco.

En 1892 Ángel Ganivet fue nombrado vicecónsul de Amberes, y tres años más tarde cónsul de Helsinki. De Finlandia pasamos a Letonia, a donde lo trasladadaron tras el cierre del consulado finés. En Riga contrajo sífilis y entró en una crisis espiritual que lo llevó al suicidio, saltando de un barco al río Dvina en noviembre de 1898, justo 6 meses después del nacimiento de Lorca, el otro gran poeta granadino.

Ángel Ganivet en la Alhambra

Además de la céntrica calle en Granada, también podrás encontrar la huella de Ángel Ganivet en el camino central del bosque de la Alhambra. Allí verás una fuente con el busto del escritor y la inscripción “A Ganivet”, junto a un atleta de bronce desnudo que coge de los cuernos a un macho cabrío y que representa el dominio de la inteligencia sobre la irracionalidad. La obra ha quedado parcialmente olvidada, en parte debido al pensamiento contradictorio que refleja.

La historia de una parte de Granada

Si eres un turista visitando Granada, seguro que hay dos cosas que sabes que no te puedes perder: el barrio del Albaicín y la Alhambra. Desde nuestro restaurante ubicado en un típico carmen del Albaicín, puedes disfrutar de unas espectaculares vistas al Conjunto Monumental de la Alhambra y el Generalife mientras disfrutas de gastronomía típica granadina.

¿Qué historia guarda el Albaicín en Granada?

Este barrio histórico de Granada es el más antiguo de la ciudad. Su importancia turística todavía se conserva intacta. Fue declarado en 1984 como Patrimonio de la Humanidad y no es para menos, pues guarda cultura islámica latente en el conjunto de los diferentes núcleos de población.

La zona se agrupaba originalmente en pequeñas masas urbanas independientes, pero en la modernidad se alcanzó su concepto unitario para ser considerado un solo barrio. Pasear por sus calles es parecido a pasear por las calles granadinas de hace muchos siglos, embebiéndose de su historia y su cultura.

Las raíces moriscas de sus calles penetran en los turistas, envolviendo el cuerpo y el alma en el laberinto hecho de piedra. Sus calles son empinadas, estrechas y huelen a jazmín o a hierbas aromáticas. También es muy frecuente la venta de flores o de tés a pie de calle, así como las visitas a interiores de construcciones típicas de la zona.

Además de sus arquitecturas históricas, puedes disfrutar de preciosos jardines y de vistas espectaculares a la zona de Los Cármenes y a la Alhambra. Hay dos miradores famosos desde donde contemplar la ciudad: el mirador de San Nicolás y el mirador de San Cristóbal.

Dentro del restaurante podrás disfrutar de una buena comida mientras observas una vista espectacular. Si quieres conocer más rincones históricos de Granada, no dejes de visitar un local de restauración como el nuestro, enclavado en el Albaicín.

Qué visitar en La Alhambra de Granada

Tu visita a la ciudad andaluza de Granada tiene que incluir la entrada a La Alhambra. Un conjunto de palacios y jardines que poseen toda la belleza de la arquitectura andalusí.

Sirvió de alojamiento al monarca y al resto de la corte durante el Reino Nazarí de Granada y desde el año 1984 está incluida en la lista de Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO. Te contamos cuáles son los puntos que no te puedes perder allí dentro.

Los imprescindibles de La Alhambra

- Palacios Nazaríes. Un total de seis palacios componen esta parte. El Palacio de Comares destaca por su disposición alrededor del Patio de los Arrayanes, que comunica una de las estancias más ricas en cuanto a ornamentación de toda La Alhambra, el Salón de Embajadores. Pero, sin duda, quien se lleva la fama es el Patio de los Leones, con su mármol blanco impoluto.

- Alcazaba. Las fortalezas árabes reciben este nombre, y aunque esta no cuenta con mucha ornamentación es interesante visitarla, ya que se trata de la parte más antigua de toda La Alhambra.

- Palacio de Carlos V. Si bien su exterior no destaca por belleza, su interior es perfecto para el desarrollo de obras de teatro y conciertos. Si tienes la oportunidad, acude a algún espectáculo en este palacio renacentista de curiosa forma ovalada.

- Generalife. Una villa que los reyes musulmanes utilizaban como lugar de descanso y que destaca por la belleza de sus jardines y fuentes, dos de las características principales de los jardines árabes.

Seguramente antes o después de tu visita a Granada des un paseo por el hermoso barrio del Albaicín, que queda enfrente del conjunto palaciego y ofrece las mejores vistas con perspectiva de La Alhambra. Una puesta de sol en el mirador de San Nicolás, con Sierra Nevada detrás, es toda una delicia para la vista.

Cultura de verano en Granada

En Granada, la cultura en verano no descansa. Desde la terraza de nuestro restaurante con vistas a la Alhambra, puedes organizar tus días de vacaciones mientras disfrutas de una gastronomía inmejorable. Porque conocer Andalucía también forma parte de adentrarse en sus platos de comida tradicional. Por eso, nosotros te ofrecemos la mejor cocina en una ubicación inmejorable, en el histórico barrio del Albaicín, dentro del histórico barrio del Carmen.

Eventos culturales cerca de la Alhambra y el Albaicín

La ciudad se llena de planes culturales en los meses de verano. Seguramente, tengas que escoger entre varias opciones a las que te gustaría asistir. A continuación, vas a encontrar una lista de eventos culturales que pueden pasar desapercibidos para los turistas pero que, sin embargo, son muy recomendables para pasarlo bien y disfrutar de la cultura viva de la zona.

Cine al aire libre

La maravillosa meteorología de la ciudad permite realizar un ciclo de proyecciones cinematográficas al aire libre. Además, la entrada y asistencia son completamente gratuitas. Se celebra en la plaza de las Culturas, en el Centro Cultural Memoria de Andalucía. Si eres un cinéfilo empedernido, consulta la cartelera que tienen preparada para el 2019 en este CineMA Plaza con grandes éxitos del 2019.

cultura en granada en verano

Espectáculos de flamenco

El flamenco es disfrutado tanto por turistas como por personas que lo viven día a día. En verano, son muchas las organizaciones que salen a bailar a la calle y podrás encontrártelo mientras paseas. En el Museo Cuevas del Sacromonte podrás de disfrutar desde julio de un espectáculo profesional.

Si estos dos eventos culturales son de tu agrado, seguro que nuestra comida también lo será. No olvides hacer una parada en nuestro restaurante cuando vengas a conocer Granada. Estamos seguros de que recordarás la visita a nuestras instalaciones, gracias a las vistas y a la calidad de nuestra comida.

Un paseo por la historia de Granada

Cuentan las voces populares de Granada que durante las noches de verano aún se escucha llorar a Boabdil, último rey moro, por haber perdido una de las ciudades más hermosas del mundo ¿Te animas a visitarla?

Historia de la Alhambra y el Generalife

De origen árabe, la palabra alhambra significa «fortaleza roja». Recibe este nombre por el color de la arcilla con la que se construyó este monumento.

Debido a su enclave estratégico sobre una colina boscosa a orillas del río Darro, el castillo se erigió originalmente como fortaleza militar. En el siglo XIII, cuando Granada se estableció como capital del reino nazarí, la Alhambra se acondicionó para servir de residencia real para la familia del rey Alhamar. En los siglos posteriores se convirtió en una ciudadela intramuros dividía en varias zonas, que son la Alcazaba militar, los Palacios Nazaríes y las residencias de nobles y plebeyos.

Asimismo, algo más retirado pero también en esa colina, encontramos los Jardines del Generalife, con un diseño laberíntico entre árboles y fuentes de agua corriente. Generalife significa «jardín del arquitecto». Se cree que el arquitecto de la Alhambra construyó este espacio para vivir en él, pero finalmente se usó como espacio de recreo para los sultanes en la época árabe, y como residencia del clero durante el reinado de los Reyes Católicos, quienes levantaron pequeñas iglesias en este espacio.

Bajo el reinado del nieto de Isabel y Fernando se erigió en la Alhambra el Palacio de Carlos V, con forma circular y un estilo claramente diferenciado del resto de palacios.

El Albaicín

En la otra orilla del río Darro encontrarás un barrio característico por sus fachadas blancas llenas de macetas de cerámica granadina. Desde las bellas calles del Albaicín se atisban unas increíbles vistas del monumento estrella de la ciudad. Resulta mágico cenar en el patio de un Carmen contemplando la Alhambra de Granada.

Ruta por el Albaicín de Granada

Una ruta por el Albaicín en Granada es uno de esos planes indispensables cuando visitas la ciudad andaluza. Puedes dedicarle una tarde, para así terminar con una buena cena en el restaurante Carmen Mirador de Aixa. Este es el perfecto colofón a una ruta por uno de los barrios más bonitos de España, incluido en la lista de Patrimonio de la Humanidad.

Este barrio se encuentra frente al conjunto monumental de La Alhambra. Según asciendes las calles del Albaicín, a tu derecha encontrarás zonas que sirven de miradores a la Alhambra y el Generalife. Para empezar, toma como punto de partida la Carrera del Darro, de la que dicen que es la calle más bonita del mundo. Discurre paralela al río del mismo nombre y tiene mucho ambiente.

ruta por el albaicin de granada

Historia a través de las calles del Albaicín

En la parte baja dedica unos minutos a admirar el puente del Cadí, ejemplo de arquitectura árabe. Y muy cerca encontrarás el monumento más antiguo de la ciudad, del siglo XI, los baños árabes del Bañuelo. Un lugar lleno de historia en el que descansar.

Desde allí encuentras diferentes calles que suben al barrio del Albaicín. Puedes aprovechar para visitar alguna casa museo, como la del compositor Manuel de Falla o el cantaor Enrique Morente. Según asciendas, te encontrarás con una de las construcciones típicas de este barrio de origen árabe, los cármenes, con su huerta interna.

Y si hablamos de construcciones típicas, no te puedes perder en la Cuesta del Chapiz, las casas del Chapiz. Se trata de un conjunto de viviendas del siglo XIV que formaron parte de un palacio. Al llegar a la parte alta de esta cuesta, te encontrarás en el famoso mirador de San Nicolás, con una de las mejores vistas sobre la Alhambra. Allí también tienes la mezquita de Granada, discreta y de reciente construcción, ya que data del año 2003.

La Semana Santa en Granada

La Semana Santa en Granada tiene una de las expresiones más solemnes, bellas y sentidas de España. Las procesiones junto al ambiente que crean los asistentes constituyen ceremonias sin parangón.

Semana Santa en Granada

La ciudad se sume en un ambiente popular y festivo donde las calles huelen a incienso y azahares durante 7 días. Treinta y dos cofradías desfilan por las principales calles portando 38 pasos.

Procesiones

La primera procesión es La Borriquita que sale a las 4 de la tarde del Domingo de Ramos de la Parroquia de San Andrés Apóstol, seguida por niños vestidos de judíos y portando palmas.

La procesión La Lanzada sale de la Parroquia de Nuestra Señora de los Dolores a las 4:45 de la tarde. Entre sus atractivos está que recorre el antiguo barrio árabe de Albaicín, que es un universo aparte dentro de Granada. Vívidamente nazarí, tiene aún cármenes legendarios junto a sus calles empedradas y estrechas. Este escenario brinda vida a las imágenes de Nuestra Señora de los Dolores y al Jesús de la Amargura.

Semana Santa en Granada

Otra procesión que pasa por Albaicín es la del Jueves Santo y en este momento se incorporan María Santísima de la Estrella y Nuestro Padre Jesús de la Pasión desde la Iglesia de San Cristóbal, ubicada en el barrio árabe.

El Sábado Santo parte a las 5:15 de la tarde el cortejo cortejo de Nuestra Señora de las Angustias Coronada de Santa María de la Alhambra.

El paso del Dulce Nombre de Jesús parte el Viernes Santo de la Iglesia de Santo Domingo, acompañado de los Facundillos, niños y jóvenes de la Cofradía del Señor de la Humildad, que reparten campanillas a los que deseen participar. También se incorporan a la procesión los pasos de Nuestro Señor de la Resurrección y Santa María del Triunfo.

Granada es una fiesta de fe y esplendor en Semana Santa que no te puedes perder.

La historia de Aixa, reina de Granada

Desde nuestro restaurante Mirador de Aixa queremos explicarte la historia de la reina de Granada que da nombre a nuestro establecimiento. Una mujer fuerte y temperamental que, como sabes, tuvo un importante papel en la historia de la ciudad.

La historia de Aixa

Conocida como Aixa, Aisha bint Muhammad ibn Al-Ahmar se casó con Muley Hacen, rey de Granada. Con él tuvo tres hijos y entre ellos estaba Boabdil, cuyo nombre es muy probable que te suene, aunque luego lo cambiase por el de Mohammed XI.

Sin embargo, su matrimonio no fue ningún camino de rosas, y es que su marido se enamoró de la esclava cristiana Isabel de Solís, que cambió su nombre por Soraya. La rivalidad entre las dos mujeres estaba servida, pero todo terminó en que Muley Hacen sustituyó públicamente a Aixa por su amada Soraya. El resultado fue que la nueva pareja tuvo hijos, y el distanciamiento de los hijos de Aixa con su padre se hizo inevitable. De hecho, la antigua familia quedó confinada en la Torre de Comares.

Mirador de Aixa

Aixa sobrevivió al que había sido su marido y has de saber que fue la que ayudó a su hijo Boabdil a acceder al trono de Granada, por lo que tuvo un gran papel en la resistencia ante los Reyes Católicos. Su frase más famosa fue:Llora como una mujer lo que no supiste defender como un hombre. Se la dijo a su hijo Boabdil cuando este lloraba contemplando la ciudad después de la toma de Granada.

Esta mujer clave en la historia de nuestra ciudad es la que da nombre a nuestro restaurante, ubicado en un carmen del Albaicín. ¿Lo mejor? Las vistas que tenemos a la Alhambra, que te permitirán no solo maravillarte con la belleza que tiene el monumento más bonito de Granada, sino contemplar una construcción que marcó su porvenir.

Bodas en otoño en Granada: las claves

¿Estás pensando en casarte en Granada? Si este es el caso, entonces deberías plantearte hacer tu boda en otoño. A pesar de que no es lo más habitual, en realidad celebrar un matrimonio después del verano tiene montones de ventajas que quizás te convenzan. Hoy te traemos algunas de las más importantes:

Ventajas de una boda otoñal en el Albaicín

Para empezar, uno de los beneficios obvios de celebrar un enlace en esta época del año es la facilidad para escoger fecha. Como se casa menos gente, todos los establecimientos y servicios necesarios para llevar tu boda a cabo tendrán mayor disponibilidad. También tus invitados estarán menos ocupados en este momento y ¡seguro que no tendrán otro evento en las mismas fechas!

Bodas en otoño en Granada: las claves

Si vas a celebrar tu boda en un sitio caluroso, como esta ciudad, tanto los novios como los invitados estarán más cómodos si las temperaturas son algo más bajas. Las máximas en julio y agosto pueden complicar la elección del vestuario y apoderarse del protagonismo del día. En cambio, en septiembre y octubre las temperaturas medias crearán un ambiente agradable y no supondrá ningún impedimento para pasarlo bien.

La inmensidad de la Alhambra, un gran aliciente

Pero, sin duda, una de las grandes ventajas de casarse en Granada después del verano es el paisaje. Las tonalidades de la vegetación en otoño y la luz especial de esta época del año hacen que la ciudad esté especialmente bella. Pero no solo la ciudad, sino también sus monumentos: la Alhambra se ve preciosa a la luz difusa de octubre, por eso las vistas desde nuestro restaurante son el fondo perfecto para tu enlace.

Por estos motivos, si tu sueño es casarte en Granada, ¿por qué no hacerlo en otoño? Disfruta de todas las ventajas de esta época del año en el día más especial de tu vida.

Llámanos y consulta fechas y menús. Haz click aquí para contactarnos.

Los mejores platos de Granada para luchar contra el calor

Afortunadamente Granada, y en general toda Andalucía, gozan de un vergel de frutas, verduras y pescados del mediterráneo para que combatas el calor propio de estas zonas durante el verano. ¿Qué platos granadinos son los más indicados en esta época del año?

5 platos granadinos para combatir el calor

1. El gazpacho

El gazpacho es un plato refrescante que además contiene muchos nutrientes. Por eso, es uno de los platos que más te recomendamos durante el verano granadino. Además, se sirve en la mayoría de restaurantes en torno a la Alhambra y el Albaicín.

2. Las papas aliñás 

Otro plato muy típico de Granada y en general de toda Andalucía. Aunque puedes encontrar variantes, normalmente la receta lleva patatas cocidas, cebolleta y huevo duro, aliñados con un buen chorrito de aceite de oliva, vinagre, sal y perejil.

3. El remojón granadino

Un plato de origen árabe tan sencillo de elaborar como rico. Naranja pelada y troceada aliñada con aceite de oliva, sal o azúcar. También puede llevar aceitunas, huevos, cebolleta, tomate o patata.

4. La moraga de sardinas

El pescado es otro de los alimentos que te recomendamos para el verano porque es muy fácil de digerir y es muy saludable. A las sardinas dispuestas en una cazuela de barro y puestas sobre las brasas se le añade vino blanco, zumo de limón, ajo, perejil y aceite de oliva. En Granada el vino y el limón se pueden sustituir por vinagre y laurel.

5. La zalamandroña

Otro plato muy fresquito que se elabora con verduras secadas al sol (calabacín, tomate, calabaza, pimiento), bacalao, aceitunas negras y aceite de oliva.

Y por supuesto…

Apuesta por los zumos de frutas naturales y los tés al estilo moruno de las teterías de Granada.

Si quieres combatir el calor del verano con éxito en Granada, apuesta por sus tradicionales platos refrescantes.